103: (Mi) Qatar Grand Prix

El fin de semana pasado no acabó como esperábamos. Los días previos a la carrera habían ido muy bien, las sensaciones eran positivas y el potencial para estar delante lo teníamos. A nivel deportivo ya sabemos cómo acabó, pero, ¿y a nivel de prensa?

En mi departamento tuvimos un primer Gran Premio movidito, aunque no tanto si se hubiera tratado de una temporada en la antigua normalidad. Esta vez hubo foto oficial de toda la categoría, briefing de pilotos que suben por primera vez al Mundial, foto de equipo por la noche bajo las luces de los focos de Losail, y alguna entrevista que surgió sobre la marcha. Además del seguimiento en redes de las sesiones y el posterior comunicado al final de cada día. Todo lo anterior requiere de organización, claro está, y de mucho rigor. El inicio de temporada siempre es único puesto que tiene eso que no tienen los demás: la carrera inaugural, la que da luz verde a todos los acontecimientos que se escribirán en los libros de la historia del motociclismo. Las ganas y la emoción del ‘volvemos a empezar’ solo se producen en Qatar. Con esto no digo que en el resto de carreras no existan esos componentes, sí que se producen, pero no del mismo modo. La expectativa, el misterio por saber qué ocurrirá, reencontrarse con otras caras… Así definiría yo el Gran Premio de Qatar.

Uno de los momentos que a nivel personal/laboral me gustó más fue el briefing. Nunca había acudido a uno y esta vez, por descarte, acompañé yo al piloto. Mientras transcurría, observaba a mi alrededor: Freddie Spencer contándonos algunas pinceladas de la normativa junto con otros miembros de Dirección de Carrera. “Qué privilegio”, “esto en la vida me lo hubiera imaginado” y pensamientos similares me revoloteaban por la cabeza de vez en cuando, cuando desconectaba sin querer y me apartaba de la situación. Y es que es inevitable, a pesar de estar viviendo un momento muy extraño a nivel mundial, debo decir que es un auténtico lujo poder seguir haciendo este trabajo, poder sentir esa vidilla cada día y seguir haciendo camino en una aventura que empezó hace 9 años. Confieso que vivo muchíííííííísimos momentos de este estilo, de sentir un ‘guau’ dentro de mí en según que situaciones y olvidarme por un instante que sí, que se trata de mi trabajo. Al margen de esos momentos de evasión, me gustó poder ver desde dentro los engranajes de un órgano como ese: mil cámaras, mil dispositivos, todo preparado para poder analizar cada situación. También me gustó y me pareció bonito el trato que ofrecían a los pilotos más jóvenes, muy ‘paternal’ e intentando conseguir que se sintieran bien mientras se llevaban a cabo las explicaciones.

La parte más humana de mi trabajo es la que más enriquecedora me resulta. Comunicar es magnífico, pero ayudar a los demás a comunicar más o menos, a saber desenvolverse de una manera u otra y a saber discernir entre las actuaciones que pueden favorecer más o menos es la hostia. También lo es el saber aportar calma en momentos de tensión, tener la mente fría para actuar o parar y adelantarse a los acontecimientos. Debo decir que formo parte de un grupo muy sólido y muy bien preparado, y eso también ayuda mucho. Por más que el domingo fuera un día complicado, todos conseguimos revertir la situación para estar listos este fin de semana. Las carreras son así y desde mi punto de vista la verdadera fortaleza (en cualquier situación) recae en estar en las buenas, pero sobre todo en las malas, y resurgir de estas últimas aceptando lo correcto y lo incorrecto.

En cuanto a mi Gran Premio fuera de pista… Las cosas están más limitadas de lo que lo estaban antes. Llevamos 17 días aquí y sí, qué guay, qué bien (“no me quejo”), pero estamos totalmente dominados. De la habitación al salón para comer y vuelta a empezar. El gimnasio es lo único que queda (en el que me cruzo con Valentino Rossi y aunque nunca he sido ni de unos ni de otros, también pienso ‘guau’) todo lo demás, cerrado. Pero eh, ¡qué vuelve a ser semana de carreras!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s