38: Fidelidad y resaca emocional

Dos días han sido suficientes para digerir un fin de semana intenso y emotivo. Como ya sabéis, no suelo escribir sobre elementos estrictamente deportivos y esta vez no iba a ser distinta. Una vez hablé de las traducciones históricas, esas que yo considero únicas por el momento que representan y aunque puedan parecer insignificantes, para mí son segundos o minutos que valen oro. El domingo la tradu histórica, evidentemente, fue la primera declaración de Marc Márquez como Campeón del Mundo de 2017 y la posterior rueda de prensa, pero más allá del título de Marc, yo pongo el broche final a 2017 con un detalle en común entre él, Dovizioso y Lorenzo. Ahí va:

Punto número 1. Lo dijo el actual Campeón en su comparencia en solitario: “este es mi estilo, lo que me sale de dentro”, “hago lo que siento que tengo que hacer”, “hay que controlar las situaciones, pero al final eres tú quién decide cuando vas sobre la moto…”,”tengo 24 años y esto es un sueño, el mundo con el que soñaba cuando tenía 5 años…”. Traduciendo esas palabras (y no se notó) yo lloré. No soy una máquina y hay cosas que calan hondo. Me llevo menos de dos meses con él: también tengo 24 años y estoy viviendo algo con lo que llevo soñando, en mi caso, desde que tenía 12. Pero la cosa no queda aquí. Punto número 2. De Márquez, a Dovi. Todo un señor, el de Forli, en sus palabras fue muy consciente de que por más que no hubiera alcanzado el título, llegar hasta finales de temporada luchando con alguien como Marc había sido increíble, que en la vida se hubiera imaginado una situación así. Y que él era la misma persona de siempre, que por dedicarse a este mundo no había cambiado su manera de vivir, ni de actuar, ni de pensar. Se sentía afortunado de poder disponer del dinero que gana, de llevar a cabo lo que más le gusta en el mundo, pero que no necesitaba grandes lujos, ni creía que él fuera más, o menos que nadie. A eso le llamo yo ser fiel a uno mismo, ser auténtico. Y punto número 3. Lorenzo ante la prensa. Firme, tranquilo y sereno. Repitiendo una y otra vez que sí vio el mapping 8, pero que argumentó que el tiempo y la experiencia como piloto le hacen saber cuándo hay que jugársela y tal vez “desobedecer” la norma. Habló con seguridad, sabía que Dovi no podía tirar más y consideró que lo oportuno era arrastrar a su compañero hacia adelante. No dudó. Su instinto se lo dijo. “Son cosas que se saben” (o algo así, creo recordar). Tanto él, como Dovi y Marc fueron fieles a ellos mismos. No mostraron ni un ápice de duda y obedecieron a lo que su intuición y su “voz interior” les decía que era lo correcto.

Si echo la vista atrás y me traslado hacia los momentos más importantes o cruciales de mi vida, me doy cuenta de que sin querer he seguido siempre mi instinto, ante todo. Si alguna vez he dudado en algo, he acabado haciendo lo que mi “voz” me decía que era mejor, lo que el cuerpo me indicaba que me traería mayor éxito. Y lo reitero: sin querer. Con el transcurrir de los años y las experiencias vividas, puedo asegurar que esas han sido las mejores decisiones de los casi 25 años vividos hasta ahora. Es súper sencillo que desde fuera cualquier persona o situación intente hacerte titubear y la mayoría de las veces es todavía más fácil caer. El miedo a fracasar, el temor a perder algo o la inseguridad, sin más, actúan y ¡zas! Liada. No. Para nada. Que eso no pase nunca más. Cada uno es único y diferente al resto, cada uno tiene algo que puede hacerle brillar y marcar la diferencia cuando toca, basta con averiguar de qué se trata o no, no lo averigües si no te apetece, simplemente déjate llevar. El valor que cada uno se da va directamente relacionado con la toma de decisiones. Si te mantienes firme en tu manera de ser, llevarás a cabo tu vida en consonancia. De lo contrario, suele ocurrir que cuando alguien tiene 384789324793 maneras de hacer las cosas, al final los demás se despistan. No digo que sea cosa de coser y cantar, pero cuando la base es sólida y prohibimos que alguien la quebrante, lo que se cosecha suele dar muchos frutos. Da igual si Fulano  o Mengano discrepan con lo que dice tu instinto, no necesitas la autorización del exterior para ser tú mismo. Tú, tú y tú y el resto… Adiós muy buenas. Nos hablan de la fidelidad a los demás, a nuestro trabajo, a nuestra familia, a nuestro entorno. ¿Dónde está la fidelidad a uno mismo? ¿La llevamos a rajatabla? ¿La defendemos hasta el final?

Para mí, ser fiel a mí misma y haber aprendido a sortear los baches me ha dado la oportunidad de experimentar sensaciones muy bonitas. Hace muchos años me sentía “diferente” cuando opinaba o contaba lo que me pasaba por la cabeza. Pero eso fue lo mejor que pude hacer. Me dolía en el alma cuando quien fuera intentaba meterme algo en la cabeza que no iba conmigo, que no me hacía sentir bien. A día de hoy, gracias a haber sido fiel a mis convicciones, a mis ideas y a mis impulsos, estoy atravesando el mejor momento de mi vida. Por ese motivo, y aunque a ratos no acabe de entenderlo porque “solo hago mi trabajo”, quiero dar las gracias a todos los que me escribisteis el domingo (u otros días) para felicitarme por mi trabajo. Me sobrecoge en el buen sentido y de ahí, que hasta hoy haya tenido una resaca emocional importante. Un millón de gracias. Me limito a seguir mi instinto, el mismo que me ha traído hasta aquí. Y… espero no defraudar.

2 comentarios sobre “38: Fidelidad y resaca emocional

Agrega el tuyo

  1. Una entrada genial, como siempre. Ojalá pudiese seguir tu filosofía de vida. Se va a hacer larga la espera sin escucharte. Mundial 2018 ven ya! Lo siento si te molestó mi tweet, no era mi intención para nada.

    Me gusta

  2. Otra entrada que me encanta. Sin duda, el instinto y ser fieles a uno mismo es lo que nos distingue de los demás. Yo también lo he aprendido con los años y con el tiempo, pero más vale tarde que nunca.

    Felices vacaciones, ya te toca un tiempo de relax a ti también como a la familia mundialista 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: