Llevo días pensando que el tiempo pasa demasiado rápido y que a ratos me gustaría pararlo para poder hacer todo lo que tengo en mente (que precisamente, no es poco). Ya hace algo más de un año que empecé con el blog y eso me ha llevado a haberme releído algunas de las entradas anteriores en los últimos días. Si bien 2018 será mi cuarta temporada en Movistar+, 2012 supuso uno de mis “inicios” clave. No sé en qué momento las cosas han ido a esta velocidad, pero benditos años. Es curioso, pero jamás había contado largo y tendido de qué manera viví yo el Mundial por primera vez. Ahí va. En junio de 2012 yo tenía 19 años y medio y acababa de…